sábado, 18 de septiembre de 2010

Sobre la presencia del embajador israelí en Cáceres

Cuando el Ejército israelí bombardeó en plena Navidad la Franja de Gaza, asesinando a más de mil personas y destruyendo carreteras, colegios, hospitales y otras infraestructuras civiles, el señor embajador de Israel en España, Sr. D. Rafael Schultz, justificó con entusiasmo estos crímenes denominándolos "operaciones antiterroristas". Cuando el Ejército israelí asaltó los buques de la Flotilla de la Libertad en aguas internacionales, asesinando a nueve cooperantes turcos, el señor embajador Schultz acusó a los cooperantes de complicidad con Al-Qaeda y recordó que "también en las carreteras españolas muere mucha gente". El Estado de Israel viola cotidianamente los Derechos Humanos de millones de ciudadanos palestinos, incumpliendo sistemáticamente la legalidad internacional y las resoluciones de la o­nU. Y me provoca una profunda tristeza saber que el señor embajador Schultz, encargado de justificar estos crímenes ante la ciudadanía española, será recibido por la señora alcaldesa de Cáceres, Dña. Carmen Heras, el próximo día 21. Me apenaría profundamente que el buen nombre de mi tierra extremeña, o el de cualquiera de sus representantes públicos, pudiese verse en modo alguno asociado a las bárbaras acciones del Estado de Israel o a las repulsivas justificaciones de su embajador en España. Sinceramente espero y deseo que la señora alcaldesa de Cáceres esté a tiempo de reconsiderar su decisión y suspender su participación en este acto.

Publicado en Kaosextremadura, Extremadura al Día y El Periódico Extremadura.