domingo, 14 de febrero de 2010

Hipoteca Tierra. Sobre democracia y mercados en tiempos de crisis

La plena globalización del capitalismo representa una extraordinaria mutación histórica que sólo ha sido posible gracias a una gravosa hipoteca económica, pero también ecológica, política o cultural, sobre el conjunto del planeta, las instituciones y la misma Humanidad, que han quedado reducidos a casino, empleados y fichas del gran juego capitalista global. El planeta entero y la entera experiencia humana han sido hipotecadas para inyectar más y más liquidez sobre el tapete de esta timba titánica y demente. Si aún en el pasado, cuando los mercados estaban mucho más embridados por las barreras geográficas y políticas, era necesario un empeño revolucionario y muchas veces trágico para someter las fuerzas económicas al imperio de la ley y la voluntad popular, ¿qué valen ahora el raciocinio y la soberanía democráticas frente a estos dispositivos fantasmáticos, monstruosos, inconmensurables, que nos gobiernan?

Seguir leyendo en Kaosenlared

Seguir leyendo en Rebelión

Seguir leyendo en Extremadura al Día

Seguir leyendo en Attac-Mallorca